638 067 316 91 505 40 25
Miércoles, 17 Mayo 2017 15:08

Cómo reparar fuga agua en piscina sin hacer obra

Valora este artículo
(0 votos)

 

Creo que tengo una fuga agua en la piscina… ¿qué hago? Lo primero mantener la calma, tener una fuga en la piscina es muy habitual, a veces las tuberías de la instalación se agrietan lo que produce una pérdida de agua muy pequeña aunque constante. Sin embargo, aunque es muy habitual no hay que dejarlo pasar. Es un problema que se debe solucionar lo antes posible, ya que además del gasto innecesario de agua es posible que de lugar a problemas de mayor envergadura.

¿Cómo sé que tengo una fuga agua en la piscina?

El primer indicio es la perdida y consiguiente bajada de nivel del agua. Aunque varía notablemente si la piscina se encuentra en una ubicación calurosa  o menos calurosa, en verano puede ser razonable una pérdida de agua de 2,5 a 3,5 cm. por semana y en invierno esa misma pérdida debería reducirse considerablemente. Entonces, si observamos que la pérdida de agua es superior a estos valores, podemos afirmar que tenemos una fuga agua en la piscina.

Si no estamos seguros del todo podemos probar con alguno de los métodos caseros como poner un trozo de cinta adhesiva a la altura del agua y si a la semana vemos que ha descendido considerablemente, no hay duda. Otro de los métodos más comunes es el método del cubo. Coloca un pequeño cubo lleno con agua en uno de los escalones y utiliza una piedra o ladrillo para mantenerlo estable. Marca el nivel del agua por dentro y por fuera de la cubeta (los niveles de agua tanto dentro del cubo como fuera serán los mismos. Revisa la marca después de un par de días, si el agua de fuera del cubo está por debajo de la marca exterior, es indicio de hay una fuga. 

 

Cómo solucionar una fuga agua en la piscina

Hoy en día existen múltiples soluciones más o menos fáciles de aplicar y de diverso coste, dependerá principalmente de la ubicación de la avería que está provocando la fuga de agua. Si la avería se encuentra en el vaso de la piscina existen distintos selladores que se pueden aplicar incluso sin vaciar el agua procediendo así a la impermeabilización del mismo, por supuesto siempre realizado por empresas especializadas.

Pero si la avería se encuentra en la red de tuberías, parece que el problema es algo mayor ¿verdad? ya que lo primero que pensamos es en proceder a su sustitución o a su preparación con las molestias que conlleva. Sin embargo nada más lejos de la realidad, en la actualidad existe un método para rehabilitar la tubería desde el interior sin realizar ningún tipo de obra, el sistema de encamisado con manga.

 

Solucionar fuga agua sin hacer obra

Lejos de las soluciones tradicionales existen nuevos sistemas tanto para localizar la fuga de agua como para solucionarla, sin hacer obra.

Una vez localizada la fuga, si se encuentra en el circuito de tuberías podemos procedemos a su reparación sin obra con el sistema de encamisado con manga. Además, si la tubería tiene acceso desde el exterior no es necesario el vaciado de la piscina, pero si no tiene acceso no queda más remedio que vaciarla.

El proceso de rehabilitación y los materiales utilizados son los mismos que se aplican en la reparación de tuberías de saneamiento, aunque en un diámetro mucho más pequeño.

Utilizando el pozo o arqueta de acceso introducimos una manga de fieltro impregnada de resina Epoxi. Una vez en el interior procedemos a su curado (endurecimiento) utilizando agua caliente. Esta fase de endurecimiento puede durar unas horas, en base al díametro y longitud del tramo que estamos rehabilitando. Una fin finalizado el curado, hemos conseguido crear una nueva tubería dentro de la deteriorada, poniendo fin a la fuga de agua y sin realizar ningún tipo de obra.

Localización sin obra

 

Manga en el inversor

 

 Introducción de la manga

 

En el caso de fugas pequeñas muy localizadas, podríamos aplicar el sistema de Packers con el que tan solo se rehabilita el tramo de tubería en el que se encuentra la fuga, evitando así la rehabilitación total. Si bien es cierto, que en la mayoría de estas reparaciones es aconsejable proceder a la rehabilitación total para evitar problemas futuros.

Una fuga de agua en la piscina, además de un problema para nuestra economía supone un posible daño para el  medio ambiente, no sólo por el coste neto del agua que se pierde, sino también por los daños indirectos que dicha fuga pueden ocasionar con el paso del tiempo. No olvidemos que una fuga agua supone una filtración continua y prolongada de agua que provoca el lavado del terreno, dando lugar a derrumbamientos del terreno. Y si esto se produce cerca de los cimientos de la vivienda, esta quedaría gravemente dañada en su estabilidad con el consiguiente peligro para los habitantes.

Por eso es fundamental que tanto para localizar como para reparar una fuga agua en la piscina, elijamos una empresa especializada en estos trabajos, que aunque parezca obvio, no siempre es así.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Visto 1161 veces Modificado por última vez en Martes, 30 Mayo 2017 12:09
    • No se han encontrado comentarios
    Añadir comentarios
    Rehabilitación de tuberías sin zanja
    Robor fresador
    Rehabilitación de tuberías por tramos (packers)
    Inspección con Cámara CCTV
    Desatrancos
    Obras de pocería tradicional